El Cabildo de Hermanos aprueba un proyecto de adecuación y reforma del ábside de la Basílica

La obra ha sido diseñada por el artista Javier Sánchez de los Reyes y será ejecutada por el pintor Francisco Naranjo Beltrán

 

El periodo de ejecución está comprendido entre mediados de enero y la pascua del próximo año. Durante este tiempo, las imágenes serán trasladadas a Santo Domingo

La Archicofradía del Paso y la Esperanza, en cabildo general extraordinario, ha aprobado una reforma temporal de la Basílica que conllevará la adecuación del ábside, iluminación, pinturas y seguridad del templo. Desde los primeros años de la dedicación del templo, en 1988, como regalo de sus devotos a María Santísima de la Esperanza con motivo de su gloriosa Coronación Canónica, el interior inacabado de la Basílica ha presentado en su cabecera un cortinaje de damasco provisional que con el paso de los años ha cumplido y dilatado notablemente su función, con el consiguiente riesgo de seguridad que conlleva este sistema: las telas no son ignífugas y además han soportado la evaporación de cera impregnada en el cortinaje durante 3 décadas.

Por ello, la Hermandad ha contado con la labor de Javier Sánchez de los Reyes, diseñador ya conocido en la casa por varias obras de gran calidad, tales como el diseño de la mesa de altar de plata y jofaina, ejecución de Juan Borrero. Así, el artista plasma una solución más estética y acogedora al espacio en cuestión. Un proyecto de adecuación que no interfiere en la estructura del templo en cuanto a obras mayores y que además, dado el carácter temporal, sea un coste razonable.

Este tipo de decoración no es ajena a los cánones estéticos donde la Archicofradía pueda verse reflejada, ya que hay constancia fotográfica de estructuras y elementos muy similares en la antigua capilla de Santo Domingo

En este proyecto se propone acotar las dimensiones del espacio resultante en el ábside original de la edificación con una estructura provisional en pladur y escayola. De esta reducción espacial derivan cuatro grandes paramentos de 5.5 m de alto por 2.5m de ancho aproximadamente, separados por pilastras simples y que con sección cóncava, unidos conforman el semicírculo que constituye el ábside de lacabecera de la Basílica. La visión de la cabecera se reduce con un lienzo mural donde se dispondrán los lampadarios actuales, rediseñando su composición para reducir su volumen. En la parte superior, un entablamento curvo integra la parte recreada junto a la cúpula de cuarto de esfera de los profetas que existe actualmente. Esta recreación, siguiendo el diseño de Sánchez, será elaborada por Francisco Naranjo Beltrán, Licenciado en Restauración Escultórica y Pictórica por la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Granada. En la parte inferior, se disponen dos módulos acotando el espacio del Sagrario para ubicar candeleros y ennoblecer el entorno del Santísimo Sacramento.

Se estipula el inicio de las obras en las dos primeras semanas del mes de enero del año próximo y se extenderán en torno a la Pascua. Durante este tiempo, el Dulce Nombre de Jesús Nazareno del Paso y María Santísima de la Esperanza se trasladarán a la antigua capilla de la Archicofradía ubicada en la Parroquia de Santo Domingo. Así mismo, los cultos estatutarios de Cuaresma del Señor se realizarán por tanto en la Parroquia. El acceso a los columbarios seguirá siendo el habitual en los horarios establecidos.

La hábil propuesta del diseñador recrea un espacio de clara inspiración orientalizante. Concretamente, se inspira en las basílicas bizantinas del mediterráneo oriental o las medievales existentes en el área de Sicilia de clara influencia normanda, donde se combinan los fondos dorados con decoración polícroma ornamental o

figurativa. Este tipo de decoración no es ajena a los cánones estéticos donde la Archicofradía pueda verse reflejada ya que hay constancia fotográfica de estructuras y elementos muy similares en la antigua capilla de Arturo Menach, disfrutada poco más de un mes antes de la quema de la Parroquia de Santo Domingo en mayo de 1931.

Esta reforma, urgente y demandada continuamente por fieles y devotos, se iniciará en breve. Ya consta con la aprobación por unanimidad de la Junta de Gobierno, del Rector de la Basílica, el Rvdo. D. Antonio Jesús Carrasco Bootello y del CAE presidido por el Vicario General D. José Antonio Sánchez Herrera y el Cabildo General de Hermanos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *